*

DigitAllPost 2016©
Todos los derechos reservados

Contacto

    LONDRES,- Nibiru es el nombre de la amenaza que destruirá en octubre de este 2017 a la Tierra, en la repetición del ciclo anual que siempre falla pero igual renace. Un planeta misterioso, azul y también gigante, uno de los siete que orbitan al Planeta X, en realidad un sistema solar.

    La fuerza de gravitación del planeta será la que destruya a la Tierra, y si los científicos no han detectado ese peligro es por la aproximación oblicua con que se acerca a la Tierra. El supuesto incremento de la actividad sísmica y de tormentas es una de las pruebas que se esgrime para demostrar la aproximación de esa masa destructiva.

    En este inicio de año periódicos de la prensa sensacionalistas británica como Daily Mail han retomado esa hipótesis, la cual se volvería realidad el próximo octubre.

    Ya varias veces se ha predicho la destrucción de nuestro planeta de manera fallida. Una de las más famosas ocurrió en 2012, cuando se convertiría en realidad una presunta profecía maya fechada para el 21 de diciembre, que al final no sucedió.

    El 29 de julio del 2016 se esperaba la inversión de los polos terrestres, que tampoco ocurrió. Antes, para el 16 de mayo también de 2016, un asteroide chocaría con el planeta y lo destruiría. El vaticinio de la colisión de un asteroide es la más recurrente y hasta ahora todas han fallado.

    La única excepción parcial ocurrió hace 65 millones de años, cuando un asteroide se estrelló en la actual península de Yucatán y propició la desaparición de los dinosaurios. Ese impacto generó un cráter que el año pasado recibió la visita de una brigada multinacional de científicos, para recabar evidencia a una profundidad de 600 metros y que sigue en análisis.

    Por lo pronto, los creyentes en este tipo de profecías, esperan el impacto de Nibiru en octubre, aunque ya antes había fallado en sus llegadas previstas para diciembre de 2015, 2012 y 2003, según recuerda el propio Daily Mail.
    r3