*

DigitAllPost 2016©
Todos los derechos reservados

Contacto

    MÉRIDA.- El legendario boxeador yucateco Miguel “El Maestro” Canto ya cuenta con un busto de bronce que fue develado la víspera en la avenida que lleva su nombre, justo en el cruce de la avenida Alemán y Circuito Colonias, de esta ciudad capital. Acompañado de otro de los homenajeados en este acto protocolario, su entrenador Jesús Cholain Rivero, así como de otros ex campeones mundiales yucatecos, el “Maestro” se dijo muy agradecido de este reconocimiento que se logró gracias a la aportación de un grupo de japoneses que lo admiran.

    Estos japoneses se dieron a la tarea de juntar el dinero necesario para realizar el busto de bronce que inmortaliza el rostro y la historia de uno de los boxeadores más grandes que han nacido en esta tierra. En entrevista posterior, Canto mencionó que le gustaría volver a pelear, pues en realidad nunca ha dejado de hacerlo a pesar de haberse retirado del ring desde 1982. “Nunca dejé de pelear, claro ya no lo hice profesionalmente, pero eso es lo que me gusta, lo que siempre me ha gustado y claro que me gustaría volver a subir a un ring para demostrar que siempre se puede dar más”, comentó. Quien de plano dijo que no quiere dejar el retiro es el reconocido entrenador Jesús “Cholaín” Rivero, quien bajO su manto no sÓlo ha hecho campeones, sino a auténticas leyendas del también llamado deporte de las “orejas de coliflor”.

    “Yo ya estoy retirado y no está en mis planes regresar, pero también estuve retirado hace muchos años y regresé a entrenar, claro que si me pides una respuesta ahora te diré que estoy en el retiro y que mis planes para el próximo año es seguir así y disfrutar de todo lo que la vida tenga para mí”, precisó. Sin embargo, se dijo muy honrado y agradecido que haber formado parte de este homenaje en vida que recibieron tanto él como Miguel Canto, quien es una figura que todavía goza de gran popularidad por las contiendas que protagonizó, donde destronó a Shogi Oguma, un par de veces y que también aportó recursos para el busto de bronce. Al acto acudieron otras figuras del boxeo que fueron campeones mundiales como Gustavo “Guty” Espadas padre y Gustavo “Guty” Espadas junior, Gilberto Keb y Juan Herrera, entre otros.

    También estuvo presente en el homenaje otra figura local del boxeo José “Barretas” Pinzón, quien fue uno de los principales promotores de este acto cuyo objetivo, según dijo, es hacer un merecido homenaje a Miguel Canto y a su maestro Jesús Rivero, con el busto que fue elaborado por Ariel de la Peña. En la base del busto también se instaló una placa que contiene los nombres de las personas que aportaron a este proyecto, así como a las autoridades locales que dieron las facilidades para instalarlo. Canto sostuvo su primera batalla profesional el 5 de febrero de 1969 y curiosamente lo hizo con derrota. Se coronó el 8 de enero de 1975 al vencer por primera vez a Shogi Oguma, en Sendai, Japón.

    Era su segundo chance por un título, ya que dos años atrás había perdido con Betulio González. En ese mismo año defendió cinco veces su diadema incluyendo una contra el llamado “Botellita” González, a quien derrotaría una ocasión más. Miguel realizó 15 defensas exitosas, hasta que se encontró con el coreano Chan Hee Park, el 18 de marzo de 1973, en Busan, Corea, con quien perdió por la vía de los puntos, y se retiró el 24 de julio de 1982. Dejo marca de 61-9-4 con 15 anestesiados.

    Notimex/JRGA