*

DigitAllPost 2016©
Todos los derechos reservados

Contacto

    ESTADOS UNIDOS,-  Los magnates multimillonarios ahora enfocan sus baterías en contra de Netflix y Amazon Prime, quienes pretenden romper barreras. Las compañías de telecomunicaciones se enfrentan a la subida de precios de video digital y por el momento acapara la atención la puja de 14,600 millones de dólares de Rupert Murdoch por el proveedor de televisión de pago Sky Plc.

    De igual manera la fuerte presencia del magnate francés Vicent Bollore quien busca allegarse Mediaset SpA, la emisora italiana controlada por el ex presidente Silvio Berlusconi.

    “2017 va a ser un año con mucha actividad de fusiones y adquisiciones y de consolidación en Europa, que refleja lo que ha estado pasando y va a continuar en Estados Unidos”, declara Mathew Horsman, director en la empresa consultora de Londres Mediatique. “Ocurrirá con los contenidos y la distribución, ocurrirá a través de las fronteras y ocurrirá entre los nuevos medios y los antiguos”.

    Una nueva ola de convergencias entre productores de medios de comunicación y distribuidores se ha alzado en Estados Unidos con el acuerdo de AT&T Inc para comprar Time Warner Inc. Aunque luchando con una rentabilidad de publicidad baja y unas audiencias ralentizadas, las emisoras se han convertido en inversiones interesantes en un momento en que los medios y las empresas de telecomunicaciones intentan mantener a raya a las digitales, y sus acciones suben mientras que los inversores apuestan por una futura consolidación.

    “Las emisoras tradicionales están tratando de encontrar formas para seguir siendo relevantes”, explica Neil Campling, analista de Northern Trust Securities LLP en Londres. “Estamos asistiendo a un buen número de movimientos de consolidación, que en parte reflejan enormes cambios en la forma en la que los consumidores están, literalmente, consumiendo los medios”.

    “Me parece muy arriesgado jugar la carta de las fusiones y adquisiciones en este sector, ya que el riesgo de fallar es alto”, opina Arnaud Scarpaci, gestor de fondos en Montaigne Capital en París.

    Los nuevos consolidadores están apostando a que la situación es diferente ahora. Gracias a la implantación de la banda ancha, más consumidores compran telecomunicaciones y televisión a un proveedor único. La Comisión Europea apoya “la portabilidad a través de fronteras del contenido digital”, lo que crearía un mercado único para los servicios de streaming, en contraste con el negocio fragmentado de las emisoras.

    Netflix y Amazon Prime ya ofrecen cobertura europea sin fronteras, sobrepasando a los operadores de telecomunicaciones y TV con su denominada tecnología máxima. Sky y otros proveedores compiten con sus propias operaciones de streaming.

    Mientras el periódico The Sun, propiedad de News Corp., de Murdoch, animaba a los británicos a votar a favor de abandonar la Unión Europea en junio, su compañía hermana 21st Century Fox Inc. alababa los beneficios de superar las fronteras al anunciar sus planes para comprar el 61% de Sky que aún no poseía.

    “Crea un líder mundial en la distribución de contenidos integrados verticalmente”, explica en una conferencia telefónica el copresidente de Fox, Lachlan Murdoch. “Mejora nuestra oferta deportiva y nuestra escala de entretenimiento, y nos proporciona las mejores capacidades para dirigirnos al consumidor y las mejores tecnologías”.
    bloomberg/r3