*

DigitAllPost 2016©
Todos los derechos reservados

Contacto

    Un chamaco grosero y con poca progenitora, fue captado por una persona mientras pateaba a su madre en el cuerpo y en el rostro después de que le llamara la atención para que dejara de jugar videojuegos en su celular.

    Según el posteo en YouTube el niño de nueve años, había acompañado a su madre y su abuela a un hospital local en la ciudad de Guangzhou, capital de la provincia de Guangdong, sur de China, y quería matar el tiempo jugando en el dispositivo.

    Pero se “armó la gorda” en el momento en el que la madre quería de regreso su teléfono y le pidió que dejará de jugar, pero lo triste del caso fue la reacción del hijo a quien no le importó ni siquiera que estuviera su abuela ni hubiera más personas presentes en el hospital donde se encontraban.

    ¿Que nos está pasando? Quizá sea cierto lo que dicen por ahí, que “somos los últimos hijos regañados por los padres y los primeros padres regañados por nuestros hijos”.

    Con información de: Fernanda Familiar.