*

DigitAllPost 2016©
Todos los derechos reservados

Contacto

    “Cada pequeña cosa cuenta en una crisis”: Jawaharlal Nehru

    Hoy le damos la vuelta a la última página del calendario. Terminó 2016 y con él muchas esperanzas, ilusiones, deseos de haber logrado algún cambio en nuestro entorno. Permanece el coraje, la sensación de impotencia, las inconformidades y, como pilón, la inseguridad. Durante estos 365 días seguro hubo cambios y esperamos por lo menos para algunos sean benéficos; por desgracia, para la mayoría no lo han sido. Se registraron números alarmantes de desintegración familiar, la principal causa: falta de dinero para hacer frente a las necesidades de los integrantes del hogar. Y con esa ausencia monetaria hubo también la falta de empleo, la aceptación, cuando se tuvo oportunidad, de uno con salarios insuficientes y responsabilidades mayores. Dicen debemos tener confianza en un mejor futuro, pero eso solamente algunos pueden verlo.

    Seguramente para el señor Enrique Peña Nieto, encontrarse disfrutando del periodo vacacional en uno de tantos puntos de belleza sin igual con los que cuenta nuestro país, significa parte de ese placer del deber cumplido, de ese con el cual nos sentimos merecedores de gratificaciones por largas jornadas de labor y resultados óptimos. Para el mexiquense todo está bien y bonito y basta con el hecho de saber han salido sus funcionarios a explicar y dar la cara por las bondades de sus reformas y las bondades de las determinaciones para disminuir la pobreza y hacer realidad una mejor calidad de vida a millones de mexicanos, que todo está dentro de un marco de perfección.

    Podría citar el inicio de la administración actual, sin embargo, los últimos doce meses me bastan para intentar explicarme el tipo de células cerebrales existentes en la cabeza de miembros del gabinete como Luis Videgaray o el propio José Antonio Meade. Una declaración con la cual se queda uno con la boca abierta giró en torno a las nuevas generaciones: “el alza en el precio de la gasolinas es un hecho con el que ganan nuestros hijos, al no desperdiciar la riqueza petrolera, sino utilizarla para invertir y dar apoyo a quienes más lo necesitan”. Bien lo dijo José López Portillo: “lo peor que nos puede pasar es convertirnos en un país de cínicos”, aunque habría de aclararse en el presente: tener un gobierno de cínicos… y canallas.

    En efecto, la riqueza petrolera, de haberse aprovechado correctamente, significaría un puntal más de gran desarrollo, porque hay otros: las minas, los litorales, el campo, etcétera. Todo ha sido desperdiciado, entregado para formar las grandes fortunas, las hacedoras de ese abismo entre una clase social y otra, entre los salarios de unos cuantos y los mínimos percibidos por la inmensa mayoría. La generación de unos cuantos super millonarios frente a 60 millones de ciudadanos hundidos en la más inexplicable y cruel de las pobrezas.

    Les es más fácil hablar de la no manipulación del precio de las gasolinas, por ejemplo, que reconocer todas las fallas en petroquímica, la negativa permanente a construir refinerías; negarse a seguir vendiendo la materia prima; detener el remate de las áreas de explotación del crudo; aceptar el saqueo realizado durante décadas por funcionarios de todos los niveles. Esos señalamientos no forman parte, ni la formarán, de los largos discursos con los cuales pretenden excusarse. Para acabar con el cuadro, el titular de Hacienda reveló la supuesta urgencia y necesidad de estos incrementos para evitar más carga tributaria, como si no se supiera el porcentaje de pago de impuestos con el cual están cargando a los combustibles. También abordó el tema de los recortes y siguió avanzando en esta absurda forma de pretender lograr la aprobación a las medidas dictadas: se hubiesen recortado presupuestos en salud, en educación y en el programa Prospera. ¿Más?

    Incomprensible resulta no mencionar la posibilidad de evitar todos esos gastos excesivos realizados por la corte del monarca mexiquense. Esos siguen vigentes, multiplicándose día con día y, ni que decir de las entregas y beneficios económicos a miembros de los otros dos poderes, del Legislativo y del Judicial, para contar con los cómplices necesarios y mantener del mismo lado a quienes pudieran, con un poco de respeto a sí mismos, con una pequeña dosis de dignidad y de amor a la tierra en donde nacieron y a los humanos habitantes del mismo lugar, presentar pruebas fehacientes de todos los saqueos, de los malos manejos, de los abusos cometidos.

    Nunca hemos sido informados los ciudadanos del país que pretenden formar. No se habla de proyecto real, sino de algunas obras de construcción y los ladrillos no son la base de las naciones. El rumbo sigue sin ser definido en ningún terreno. Ya no somos estado petrolero, tampoco minero, menos aún se caracteriza México por producciones en volumen reconocidas en el extranjero, y eso sucede en todas las ramas. ¿Qué somos? Porque tal parece la llegada de Donald Trump vino a destruir, si es que alguna vez la hubo, la intención de convertirnos en maquilador. ¿Hacia dónde vamos? Son las grandes incógnitas.

    Las llamadas grandes fuerzas políticas han demostrado su inutilidad y la unión con la cual se conducen con y sin Pacto por México, es con el único fin de utilizar el poder en su beneficio. Por desgracia en ello, al igual de lo registrado en los tres Poderes tanto federales como estatales, no hay ninguna excepción. Junto con los cabildos han conformado una auténtica delincuencia organizada contra la cual no parece existir ninguna ley. La gran mafia del poder, como la llama Andrés Manuel López Obrador, lejos de disminuir con las amenazas de revisión y ataque a la corrupción y a la impunidad, se vienen reproduciendo y llegan hasta aquellos quienes han utilizado la fama pública del pasado para hacer negocios. Los ex secretarios de Hacienda son el mejor ejemplo: Pedro Aspe y las renegociaciones o reestructuraciones de deudas; Francisco Gil Díaz y el control sobre importaciones y exportaciones; Guillermo Ortíz Martínez, entre otros.

    Ellos, quienes están del otro lado de los escritorios, sentados en las curules o con la toga puesta, hablan de la situación difícil a enfrentar, la cual ni siquiera les pasa rosando. Para ellos no hay ninguna crisis. Esa nos la distribuimos, como las deudas contratadas, entre nosotros, entre los ciudadanos, hipotecando el futuro de generaciones en las cuales, por supuesto no están incluidos los tres hijos de José Antonio Meade.

    DESPERTANDO AL MÉXICO BRONCO

    Un análisis realizado por BBVA Research confirma: el impacto del aumento del precio en las gasolinas a partir de enero próximo va a provocar pérdida del poder adquisitivo de los trabajadores en 2017. La inflación anual rebasará 4% en enero, en junio llegará a 5% y al cierre del siguiente año se ubicará en 4.65%. La administración del presidente Enrique Peña Nieto está despertando al “México bronco”. Las movilizaciones y protestas ya iniciaron en la capital de la República, donde militantes del PRD “clausuraron” de manera simbólica las instalaciones de la Secretaría de Energía, y en diversas entidades del país, donde ciudadanos bloquearon gasolineras, realizaron movilizaciones y pegaron a automovilistas la leyenda “No al gasolinazo 2017”.

    Los efectos del gasolinazo son inmediatos. De entrada, las tarifas del servicio de transporte público concesionado y taxis aumentarán durante enero. Mientras, el gobierno federal sigue desmantelando Pemex, incrementando los volúmenes de exportaciones de gasolinas y ampliando el margen del negocio para empresarios privados cercano al círculo de poder, quienes se aprestan a hacerse cargo por completo de toda la cadena de distribución de gasolinas en nuestro país, acusó Morena en el Senado de la República.

    Para protestar contra el incremento a los precios de la gasolina y el diésel, a partir del 2017, militantes del PRD se apostaron al exterior de las instalaciones de la Secretaría de Energía (Sener) y exhortaron al gobierno de Peña Nieto a que, por decreto presidencial, pare el aumento a los combustibles. En caso de no hacerlo, “se despertará al “México Bronco”, al provocarse manifestaciones sociales de alto riesgo para la nación”, advirtió Alejandro Sánchez, secretario de Acción Política del PRD.

    Los militantes del Sol Azteca, en carácter de ciudadanos, se unirán a las protestas organizadas en redes sociales, así como a las movilizaciones, dijo Sánchez, quien señaló están convocando a la construcción de una coordinadora nacional en todo el país a fin de orientar los esfuerzos de resistencia, de protesta y de lucha pacífica en todo el territorio nacional.

    Aumentos en los precios de las gasolinas y el diésel son resultado de la reforma energética 2013-2014 votada por el PRI y el PAN, sostuvo Alejandro Sánchez, quien pidió a los secretarios de Energía y Hacienda y Crédito Público, Pedro Joaquín Coldwell y José Antonio Meade Kuribreña, respectivamente, informar sobre el esquema de liberación de precios que ambas dependencia planean implementar.

    En Jalisco, el último jueves del año dieron inicio las protestas en contra del gasolinazo. Cerca de 30 organizaciones civiles se manifestaron a las afueras del Palacio Legislativo, ubicado en el primer cuadro de la ciudad de Guadalajara. Asimismo, organizaciones civiles anunciaron su participación en el paro nacional al cual convocaron organismos gremiales para protestar por el aumento a la gasolina en el país y el raquítico incremento a los salarios. A su vez, representantes de organizaciones de transporte personal realizaron caravanas de protesta en varias de las principales avenidas de Guadalajara, con la advertencia de subir de tono la inconformidad conforme se vivan los efectos del gasolinazo en Jalisco.

    También en Acapulco inició la resistencia civil contra el gasolinazo: un grupo de ciudadanos acudió a una gasolinera ubicada en la zona turística del puerto de Acapulco, en la avenida Costera frente a la Diana Cazadora, para “inmovilizar” las terminales con la finalidad de protestar en contra de la liberación de los precios de combustibles. Al menos 100 personas, entre las cuales se encontraban maestros de la Coordinadora Estatal de Trabajadores de la Educación en Guerrero (CETEG), gremios sindicalizados, médicos, así como militantes del PT y PRD, realizaron un mitin para sumarse a la inconformidad generada por el establecimiento de precios máximos de hasta 20 pesos por litro de gasolina en algunas regiones del país.

    En Tamaulipas, se han realizado protestas en contra del alza de precios de los combustibles e incluso se estima más de 5 mil vehículos han incluido en sus automóviles la leyenda “No al gasolinazo 2017”. Organizados a través de redes sociales, ciudadanos de Ciudad Victoria salieron a protestar contra los incrementos a los combustibles anunciados por Hacienda. Durante este semana, con pancartas y lonas se posicionaron en el emblemático cruce de las calles 19 y Alberto Carrera Torres, en una de las esquinas donde se ubica el Estadio Marte R. Gómez del equipo de fútbol Correcaminos, manifestando su rechazo. Diferentes liderazgos y representantes sociales se dieron cita en el lugar para sumar esfuerzos. Aprovecharon el cruce de las citadas calles para solicitar el permiso a automovilistas de colocar la leyenda “No al gasolinazo 2017”.

    Un grupo de ciudadanos de Ramos Arizpe, Coahuila, convocados vía redes sociales, se manifestaron en la plaza principal del municipio, por el próximo aumento anunciado por la Secretaría de Hacienda a los combustibles a partir de enero de 2017. Con cartulinas en mano, exigieron al gobierno de Enrique Peña Nieto iguale los combustibles al precio de los Estados Unidos, donde incluso Pemex vende gasolina más barata que en México.

    NEGOCIOS DE CUATES

    El senador Mario Delgado, ex secretario de Finanzas de la Ciudad de México, inquirió: “¿por qué de repente tenemos este gasolinazo tan desproporcionado?” Y explicó: “lo que quieren es ampliar el margen del negocio para que los privados se hagan cargo por completo de toda la cadena de distribución de gasolinas en nuestro país. Va a ser un enorme negocio para unos cuantos, porque se van a dedicar a importar gasolina barata y a venderla muy cara en nuestro país”.

    Con la liberación de precios en los combustibles a lo largo del próximo año, “en aquellas zonas donde hay más pobreza, donde hay menos infraestructura, estoy hablando de Guerrero, estoy hablando de Oaxaca, estoy hablando de Chiapas, estoy hablando de los estados más pobres del país, el gobierno dice: tienen que pagar más cara la gasolina, porque es más caro llevarla hacia allá, a eso se refieren como “mercado competitivo de gasolinas””.

    El legislador de Morena preguntó: “¿Por qué no puede haberlo?”, y acusó: “porque el gobierno lo que no quiere decir es el precio final de la gasolina es un impuesto que ellos están cobrando, entonces ¿de qué hablan cuando dicen “queremos tener un mercado competitivo de gasolinas”. Eso no va a ser posible. Lo único que están provocando es darle el negocio a unos cuantos privados que se van a enriquecer a costa de vender gasolinas cada vez más caras”.

    Mucha razón tiene Mario Delgado. En 2012 el barril de petróleo costaba casi 100 dólares y ahora está a la mitad de ese precio, pero no se ha visto reflejado en el costo de la gasolina, la cual debería costar la mitad, pero no, cuesta casi el doble de su costo al iniciar el sexenio de Peña Nieto.

    “Es falso que van a bajar los precios, porque el dólar está subiendo, y si estamos importando la gasolina, está cada vez va a ser más cara. Es una gran mentira por parte del gobierno… nos están engañando a todos, pero además van a provocar con este mega gasolinazo una escalada de precios,… No se van a cumplir las metas de inflación y como siempre los más afectados van a ser otra vez las familias más pobres”, subrayó Delgado.

    BAJARÁ CONSUMO

    El consumo privado se verá reducido el próximo año, lo cual repercutirá en el desempeño de la economía. “El aumento de precios a las gasolinas anunciado implicará un aumento adicional de más de seis décimas en la inflación de enero. Con ello, ahora prevemos que la inflación de enero será de 1.1%, es decir, incluso mayor que la observada tras la reforma fiscal de 2014 cuando se ubicó en 0.9%. Así, ahora esperamos que la inflación alcanzará 4.15% (anual) en enero”, explicó BBVA Bancomer. Esta perspectiva coincide con la de otros analistas, quienes han expresado la inflación estará por arriba de la meta del Banco de México, de 3 por ciento.

    Para Finamex Casa de Bolsa, la inflación anual en enero del siguiente año podría ser de 4.4%, nivel muy superior a la meta de precios del Banxico (3% +/- 1 punto porcentual), y difícilmente regresará a niveles cercanos a la meta del banco central en lo que resta del año. En este contexto, BBVA Research prevé que el Banco de México continúe con su enfoque preventivo sostenido desde febrero del 2016 en el tema de las tasas de interés. “Tanto los niveles de inflación (mayores a 4.’% durante todo el 2017 (…) obligarán al Banxico a seguir actuando preventivamente para evitar un desanclaje de las expectativas de inflación y posibles efectos de segundo orden”, subrayó.

    SUBIRÁN TARIFAS MICROS Y TAXIS

    En la capital de la República, durante enero, las tarifas del servicio público concesionado y taxis aumentarán, confirmó el secretario de Movilidad, Héctor Serrano Cortés, a fin de garantizar la movilidad de miles de capitalinos quienes a diario utilizan estos medios para llegar a su destino, pero sin permitir sea un pretexto para que algunas organizaciones exijan aumentos hasta de 40 por ciento. “No estamos ante una actitud de negación o miopía, porque sabemos que el aumento a la gasolina incide en los gastos de operación de los transportistas, pero tampoco vamos a lastimar aún más el bolsillo de los ciudadanos”.

    Se espera las autorizaciones de incrementos a las tarifas al transporte público se repliquen en los entidades federativas y municipios del resto del país. En la Ciudad de México, la administración capitalina garantizará el funcionamiento de manera adecuada del transporte público, ante el anuncio de la organización Rutas Unidas de parar el servicio los días 16 y 17 de enero, en demanda de un ajuste a la tarifa y un subsidio, dijo Serrano. A 45 meses de realizarse el último ajuste en el servicio concesionado colectivo y de taxis –marzo de 2013-, se entrará en un proceso de análisis a fin de determinar el monto a incrementar, pues “somos sensibles a la necesidad social y sabemos que hay un impacto directo en el sector”, puntualizó.

    La administración de Miguel Ángel Mancera respondió así a la amenaza de los concesionarios del transporte colectivo de realizar un paro total del servicio los días 16 y 17 de enero en demanda de un aumento de 40 por ciento a la tarifa de autobuses y micros, equivalente a dos pesos; la entrega de un subsidio y la suspensión del programa de corredores viales, el cual implica la sustitución de unidades, con la finalidad de hacer frente al gasolinazo.

    El gasolinazo es un “fuerte golpe” para los transportistas, quienes enfrentan ya un rezago de tres años en las tarifas, destacó José Antonio Sánchez, presidente de la agrupación Rutas Unidas, la cual aglutina a 6 mil 500 concesionarios con presencia en 15 delegaciones de la capital de la República.

    DESMANTELAMIENTO DE PEMEX

    Por las desastrosas últimas administraciones federales, incluida la de Enrique Peña Nieto, Petróleos Mexicanos enfrenta una enorme carga de deuda –casi 100 mil millones de dólares y unos 70 mil millones de dólares en pérdidas trimestrales desde 2012- y un presupuesto reducido. Su producción cae por duodécimo año consecutivo en 2016 y la tendencia seguirá en 2017.

    Pemex tuvo una producción promedio de 2.16 millones de barriles durante los primeros 11 meses de 2016, su nivel más bajo en más de tres decenios. La compañía produjo un promedio de 2.27 millones de barriles por día en 2015. Para el periodo del primero al 25 de diciembre, Pemex reportó una producción promedio preliminar de 2.04 millones de barriles de petróleo por día, lo cual constituye su menor producción mensual de este año.

    El descenso continuará por los recortes masivos a la exploración y producción de la compañía en este y el próximo año. La producción caerá a alrededor de 1.944 millones de barriles por día en 2017, la primera vez desde 1980 que caerá por debajo del nivel de 2 millones de barriles. Para el 2020, la producción podría caer hasta 1.6 millones de barriles por día, pronostica Morgan Stanley por el deterioro de la cuenta de la compañía.

    Empujada a esta crítica situación, los directivos de Pemex recalcan la recuperación de sus cuentas y la producción dependerá de la capacidad de la compañía de atraer socios para que aporten capital y capacidad técnica.

    El proceso de privatización de Pemex, como resultado de la reforma energética de Peña Nieto, está ya muy avanzado. El pasado 5 de diciembre, BHP Billiton ganó los derechos para aliarse con Pemex para desarrollar el equivalente de alrededor de 485 millones de barriles de crudo en el yacimiento de Trion, del Golfo de México, al sur de al frontera marítima con Estados Unidos.

    DE LOS PASILLOS

    Al ex gobernador de Oaxaca, Gabino Cué Monteagudo, le siguen cayendo acusaciones de malos manejos durante su administración. En la última, el empresario constructor Alfredo Velasco Méndez denunció que el ex mandatario intentó cobrarle 2.8 millones de pesos a cambio de pagarle 11 millones de pesos que le debe por obras de infraestructura carretera. En una entrevista radiofónica, aseguró: “hace cuatro año me dijeron que me pagarían por instrucciones de Jorge Castillo, operador de Gabino Cué, con la condición de que les pagara 2 millones 800 mil pesos, lo que no acepté, y hasta la fecha no me han pagado, pero sí me han amenazado y cancelaron las cuentas de mi empresa”…

    Alejandra Aguirre, actual secretaria de Salud en Quintana Roo, anuncia la apertura del nuevo hospital general en Benito Juárez, Cancún. Este es el hospital de las tres piedras: una primera colocación estuvo a cargo de Félix González como gobernador y Vicente Fox en la presidencia; en la segunda estuvieron Félix González y Felipe Calderón; la tercera corrió por cuenta de Roberto Borge y Felipe Calderón. Ahora se tiene que esperar el dictado de la agenda de Enrique Peña Nieto para, junto a Carlos Joaquín González, abrir la puerta del nosocomio planeado para satisfacer las demandas de los tiempos en los cuales había 250 mil habitantes menos en el norte de la entidad. El Jesús Kumate es insuficiente en el presente y sus equipos otrora modernos, están a punto de pasar de moda. Si a esas “pequeñas fallas” le agregamos la intención de convertir el viejo hospital en un edificio burocrático, la pinza está cerrada. La vida no vale nada y tampoco toda esa estructura vieja pero servicial con un costo millonario que posee el centro de atención actual. ¿No podría ser, junto con el de Isla Mujeres, un lugar de especialidades o de apoyo?…

    Como es sabido, el incremento a las gasolinas constituye la base para lograr todo aumente. En el área de la construcción también se sufren fuertes afectaciones por estas alzas, las cuales se suman a otras como las tributarias autorizadas recientemente. Lejos de exentar a las constructoras al pago de impuesto sobre materiales con el fin de no hacer todavía más caras las viviendas, sobre todo las de interés social, ahora les vienen sobrecargas y hasta avalúos catastrales mucho mayores a los precios comerciales de venta. Los análisis señalan un aumento hasta del 37 por ciento a las casas debido al pago de IVA sobre la materia prima. Las devoluciones de este impuesto son parte de la ganancia de constructores pese a ser pagados por los futuros compradores…

    En los puntos turísticos nacionales el impacto en los transportes se verá reflejado también en los cruces y en los paquetes de los náuticos. Para poder viajar a las Islas desde la parte continental, el precio se incrementa hasta en un 50 por ciento y aún cuando los trabajadores gozan de precios especiales, éste también se verá rebasado en un porcentaje mucho mayor al autorizado de incremento en sus salarios. En Quintana Roo, en donde las varas para poner orden son de distinto tamaño, las transportadoras marítimas protegidas por el actual gobierno: Ultramar y Barcos México, cobraban tarifas a las cuales nunca se les puso freno. Al llegar la competencia, Barcos del Caribe, y ofrecer precios justos tanto para visitantes como para pobladores, se ha generado un panorama conflictivo en el cual son muchos los renglones relucientes. Por ejemplo, Ultramar y Barcos México tienen una multimillonaria multa y se niegan a pagarla, incluso recurren al amparo y se dicen inocentes. Han disminuido sus precios y multiplicado sus puntos de venta de un día para otro otorgándoles todos los permisos tanto de nivel estatal como municipal. No han sido molestados por el abuso en el costo del cruce por ninguna autoridad federal. A Barcos del Caribe les han puesto todas las trabas, realizado clausuras, impedido la venta de boletos, se les ha exhibido sin haberles comprobado una sola de las acusaciones hechas, entre las cuales se encuentra no pagar lo correspondiente a la Apiqroo… Y ¿dónde dejan el respeto a la Ley de Competencia? Este jaloneo podría propiciar por fin se dé el cambio en las delegaciones federales, urgen la Profepa y la Profeco, ahí hay manos muy negras.

    Lilia_arellano@yahoo.com;
    Facebook.com/LiliaArellanoOficial y
    twitter @Lilia_Arellano1.
    r3