*

DigitAllPost 2016©
Todos los derechos reservados

Contacto
    YUCATÁN,-  Métodos alternos para controlar garrapatas y nematodos mediante extractos crudos de plantas y hongos de la región, son llevados a la práctica por científicos de la Facultad de Medicina Veterinaria y Zootecnia de la Universidad Autónoma de Yucatán (Uady).
    Mediante este sistema se propone disminuir costos de producción y aumentar la rentabilidad en la ganadería bovina local y nacional y el propósito es reducir la dependencia a productos químicos, así como controlar la resistencia de garraptas y nematodos gastrointestinales (NGI).

    Una línea de investigación se enfoca en estudiar extractos de plantas capaces de controlar garrapatas y NGI (organismos pluricelulares con forma de gusano) en ganado bovino, caballos y perros, dijo el investigador de la Uady Roger Iván Rodríguez Vivas.

    “Lo que hacemos es identificar ciertas plantas que tienen alguna característica que pensamos puede ser eficaz para tratar estos parásitos”, explicó Rodríguez Vivas en entrevista con la Agencia Informativa del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt).

    “Obtenemos los extractos de esas plantas, los probamos, se realizan particiones biodirigidas y posteriormente se fraccionan las particiones activas con el propósito de identificar los metabolitos y obtener nuevos productos para el control de estos parásitos”, agregó.

    Para el desarrollo de la investigación los especialistas recurrieron al conocimiento de la población en torno al tratamiento de garrapatas y parásitos a través de la metodología etnobotánica, donde seleccionaron entre 20 y 30 plantas. “A partir del conocimiento que nos lo dio la gente que ha utilizado estas plantas en su vida diaria para controlar diversos padecimientos, empezamos a trabajar en la evaluación de su actividad acaricida en garrapatas”, apuntó Rodríguez Vivas.

    Durante el proyecto los científicos observaron que en la época de secas se tiene mayor actividad acaricida, por lo cual asumieron se debe al estrés hídrico de la planta, pues genera metabolitos secundarios de defensa los cuales se concentran al no tener agua.

    Después los especialistas identificaron los metabolitos activos que producen la acción acaricida de las plantas seleccionadas. Obtuvieron seis metabolitos en la fracción activa, entre ácidos grasos, compuestos orgánicos sulfurados y estilbenos.

    Por su parte, el investigador de la Uady, José Alberto Rosado Aguilar dijo que las plantas muestran buena actividad acaricida contra nematodos, gusanos de cuerpo alargado, cilíndrico y extremos puntiagudos en perros, caballos y bovinos. “Hemos probado in vitro los extractos de P. alliacea para el control de nematodos de bovinos, caballos y perros, obteniendo altas eficiencias en la inhibición del desarrollo larval y de la eclosión”, sostuvo.

    “Aún no hemos probado los compuestos sulfurados mencionados contra estos nematodos. Es probable que funcionen como ocurre contra la garrapata, aunque no estén relacionados taxonómicamente”, abundó.

    Sin embargo, agregó que si estos no llegan a funcionar, es muy probable que existan otros metabolitos en el extracto que serían los que le confieren la actividad antihelmíntica. La hipótesis será evaluada cuando prueben los compuestos identificados.

    El método ha sido probado en condiciones ambientales de pastizales donde las garrapatas crecen de forma común, con el fin de controlar la plaga tanto en los animales como en el ambiente. Asimismo, los científicos de la Uady determinaron entre 40 y 70 por ciento de eficacia de los productos.

    r3