Esto es lo que le pasa a tu piel cuando ingieres bebidas alcohólicas : Digitall Post
DigitAllPost 2018©
Todos los derechos reservados

Contacto

 

*¿Te ha pasado que despiertas después de la fiesta y te sientes fatal? pero no solo eso, seguramente has notado que tu piel “pide ayuda a gritos”

 

Luego de una noche de copas es casi imposible que no notes ciertos estragos y cambios en tu cuerpo, sobre todo en el cabello y la piel.

Y es que el cuerpo en esos momentos se encuentra completamente intoxicado por el exceso de alcohol, y esto, sin duda, tiene sus consecuencias.

Básicamente tu cuerpo está descompensado pero si hablamos específicamente de la piel, esto es lo que le pasa cuando bebes en exceso.

Para empezar, el alcohol es una toxina, tiene muy bajo nivel “nutricional”, o bien las llamadas calorías vacías.

Además de esto, el consumo de alcohol crea deficiencias hepáticas, reduce la inmunidad, causa un daño celular y altera los niveles de insulina, esto también repercute a nivel hormonal.

Todos estos factores se ven reflejados directamente en la piel.

Deshidratación

Al consumir alcohol el cuerpo se deshidrata de una manera impresionante, ya que además de ser un diurético también dificulta la rehidratación.

Por esta razón luego de la fiesta la piel se siente reseca y escamosa, además la falta de fluidos en la piel hace más visibles las líneas de expresión y las arrugas propias de la edad.

 

Brotes

Gran parte de las bebidas alcohólicas son altas en azúcar, sobre todo los cócteles preparados.

Hay personas que con el alto y regular consumo de alcohol comienzan a llenarse de pequeños brotes en la piel.

El azúcar en el alcohol reacciona con la “cristalización” de las células de la piel (glicación), es decir, el azúcar en el cuerpo genera una reacción con el colágeno y elastina de la piel, lo que provoca estos brotes y crea opacidad en el rostro y la piel en general.

 

 

Hinchazón

Seguramente has notado que al beber la piel se pone rojiza, esto se debe a que el consumo de alcohol genera inflamación en los órganos, por lo tanto nuestros sistemas internos y externos (la piel) se notan rojizos e hinchados.

Además con el consumo excesivo de alcohol el cuerpo comienza a retener líquidos, esto genera una apariencia hinchada que puede durar varios días e incluso meses.

 

 

Alteración hormonal

Como mencionamos al consumir alcohol consumimos azúcar, por lo tanto, el cuerpo genera una reacción con la insulina.

Al tener picos elevados de insulina esto repercute de forma negativa en la tiroides y las hormonas sexuales.

Por consecuencia se tiene un desequilibrio hormonal que puede derivar en problemas de la piel.

 

 

Estos son solo algunas de las consecuencias que puede tener el consumo de alcohol para tu piel, sin embargo el impacto puede ser de manera general en todo el cuerpo.

Estos son solo algunos síntomas que podemos deducir a simple vista después de la fiesta.

Así que ya lo sabes, todo con medida.

Imagen: Especial 

Te puede interesar:
Hacer dieta sin orientación medica podría ser un gran riesgo
IMSS advierte que el uso de gelish puede provocar cáncer de piel